lunes, 31 de octubre de 2016

Pensamientos de una chica solitaria


Tiene gracia que hoy haga uso de lo que siempre he criticado y es de un blog personal para contarle mi vida a alguien. Siempre me pareció patético que alguien se escudara detrás de un teclado y una pantalla de ordenador para exponer su intimidad porque no tenía valor de hacerlo cara a cara, y  mira tu por donde, ahora siento esa necesidad...

No me voy a lamentar y pienso que cada persona evoluciona de una forma distinta, dándose cuenta de que no sirve de nada aislarse y ser un bicho raro solitario que no quiere cuentas con nadie por decirlo de alguna forma.

Hasta hoy mi vida ha trascurrido sin sobresaltos, me saqué la carrera y comencé a trabajar en una empresa como directora de recursos humanos. Soy soltera y cuando llego a casa siempre hago el mismo protocolo: me ducho, ceno y directa al ordenador para ver videos de sexo.

No quiero decir que no disfrute de mi vida porque hago lo que me da la gana y eso no tiene precio, pero en estos momentos echo de menos a un hombre al lado y es que por mucho que el porno o la sexualidad te llene, una mujer necesita sentirse amada y deseada, mucho más ser abrazada por una persona que sabe que la quiere incondicionalmente.

Pensé que jamás llegaría a este punto y ahora con 31 años me encuentro totalmente sola y perdida, mis amigas tienen pareja y supuestamente son felices, las pocas solteras que quedan se van de juerga loca los fines de semana y a mi eso tampoco me llena, por lo tanto estoy en una encrucijada de la que no sé salir.

Me da miedo quedar con chicos porque no quiero que piensen que soy la típica solterona con mala leche con la que ningún hombre quiere estar y ahora siendo sincera os diré que me arrepiento, pensé que era demasiado lista para el mundo y ahora el mundo se me viene encima.

No me gustaría que penséis que estoy desesperada porque tampoco he llegado a ese punto, pero me encantaría poder conversar con gente y que hablásemos de nuestras cosas, algo tan simple como eso actualmente no lo tengo y no voy a echar la culpa a nadie, yo he sido la única responsable que se ha creado su burbuja y su mundo interior y que gracias a ello se ha quedado sola.

Deciros también que no descarto nada, me gustaría tener amigas de todo tipo y por supuesto un hombre con el que hacer el amor o si lo prefiere follar, el término no me importa aunque sea vulgar porque a estas alturas también me he dado cuenta que ser demasiado correcto tampoco es bueno, el humor se te hace agrio y al final te excluyen porque te vuelves una sosa.

Bueno chic@s, si estáis en mi misma situación o simplemente  os apetece conocerme, podéis escribirme un correo o simplemente compartir en este espacio vuestros pensamientos, serán bien recibidos.

La Fitt.